Menu

 

 

 

 

A+ A A-

 

“Convertir al país en una potencia agroalimentaria”, así fue como el
Presidente Piñera explicó la creación del nuevo Ministerio de Agricultura,
Alimentos y Desarrollo Rural, que busca introducir mayor competencia en
el sector agrícola, y una modernización de la cartera.
Se trata de una iniciativa que fortalecerá no solo al sector rural, y
entregará mayores herramientas para poder convertirse en un sector
pujante de la economía, sino que también consolidará a los sectores que
se nutren de la agricultura, como la agroindustria.
La industria de los alimentos ha crecido fuertemente en Chile en los
últimos años. Es cosa de ver las cifras. En 2014, se exportaban casi 767 mil
toneladas de alimentos procesados, con una equivalencia de US$ 1.707
millones. En 2018, en tanto, se exportaron más de 800 mil toneladas de
este tipo de productos a países extranjeros, evidenciando un crecimiento
de 4,4% respecto de hace 4 años.
El potencial agroindustrial que tiene el país, mueve al CET Agro a generar
las mayores y mejores oportunidades para generar una industria con valor
agregado y que supere año a año sus límites.
Desde el CET Agroindustrial, creemos que la idea es poder aprovechar los
recursos que tiene el país, usarlos de manera responsable y sustentable, y
de esta forma ir generando un sector que va en línea con las necesidades y
demandas de los consumidores. Así, el desarrollo de la agroindustria es un
resultado natural que debe, mediante incentivos públicos y privados,
convertirse en el futuro cercano en una real alternativa de desarrollo.
En el CET creemos que hay que seguir consolidando a Chile como una
potencia alimentaria, debemos seguir alcanzando nuevos mercados,
mayor tecnificación de nuestros procesos, mayor optimización de los
mismos, incorporando los requerimientos técnicos que demandan los
mercados, desarrollar nuevos productos, nuevos ingredientes, y mucho
más.

El sector agrícola está viviendo momentos difíciles con una sequía que
está afectando diferentes dimensiones de la industria. Sin embargo, el
fuerte desarrollo del mundo rural es una de las formas que puede
continuar fortaleciendo la agricultura de nuestro país y mantenernos
como potencia agroalimentaria. Desde el CET valoramos la creación de
este nuevo Ministerio y seguiremos apoyando las distintas iniciativas que
vayan en total beneficio de todas las industrias agrícolas, en especial la
agroindustrial.

Por: Noemí Zúñiga, Gerente del CET Agroindustrial