Menu

 

 

 

 

A+ A A-

Hospital Van Buren valora labor de Enfermería con reconocimiento en el Día Internacional de la profesión.

 

Representantes de dicho estamento del centro porteño compartieron un desayuno junto a los directivos de la institución, ocasión en la que agradecieron el gesto y abordaron sus próximos desafíos.

El equipo directivo del Hospital Carlos Van Buren realizó un reconocimiento al estamento de Enfermería del establecimiento, representado por cinco enfermeras y enfermeros, para destacar su importante labor y compromiso en el marco del Día Internacional de la Enfermería que se celebra el 12 de mayo.

En la ocasión, los directivos conversaron sobre la situación actual de la Enfermería en el recinto hospitalario, sus desafíos y proyecciones.

La Subdirectora (s) de Gestión del Cuidado del HCVB, Enfermera María Soledad Montes, valoró el gesto y expresó que “se agradece el reconocimiento de la Dirección y el equipo Directivo a lo que significa Enfermería, no solo en el Hospital sino en el mundo porque se celebra a nivel internacional la profesión”.

Con respeto a las proyecciones de la actividad, la Directiva sostuvo que son “seguir creciendo, seguir en la mejora continua y colaborándonos como equipo de trabajo en beneficio de nuestros pacientes”, además, aseguró estar “orgullosa de representar al magnífico equipo de profesionales de Enfermería que lideran el trabajo de la Gestión del Cuidado en nuestro establecimiento”.

Por su parte, el Presidente de la Asociación de Enfermeros y Enfermeras HCVB, José Gómez, comentó que “nosotros estamos muy claro que la Enfermería es muy importante en este Hospital y también valoramos mucho que eso sea reconocido por la Dirección”.

En relación a los desafíos, el Enfermero de Pabellón indicó que “siempre es mejorar la calidad de atención, además, este año viene la Acreditación, hay que preocuparse de eso que va a ocupar mucho tiempo. También mejorar la armonía en lo laboral, es muy importante porque si el personal está bien, los pacientes se van bien atendidos”.

Por último, quien también tuvo palabras de agradecimientos por el reconocimiento fue la Supervisora de Gestión de Camas del HCVB, Gina Peirano, Enfermera con una vasta trayectoria en la institución, “este año cumplí 39 años en este Hospital, siempre he trabajado en el Van Buren y he sido feliz siendo Enfermera hasta ahora, siempre he hecho lo que me gusta, he estado en Neurocirugía, Traumatología, Infección Intrahospitalaria y ahora en Gestión de Camas y siempre lo he hecho con todo mi amor”.

Finalmente, la profesional indicó que “pienso que la profesión de la Enfermería cada día es más relevante, tenemos mucho más campo para actuar, ahora estamos en todos lados, antes no había ni Gestión de Camas, ni en Infecciones, por lo tanto, las proyecciones son grandes, porque las enfermeras y enfermeros han ido más allá de lo que es la labor clínica”.

Aumenta la tendencia de cirugías plásticas en hombres.

 

Según cifras de la SCCP.

 Según datos de la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica (SCCP), actualmente se realizan entre 5 y 6 mil cirugías plásticas masculinas al año, entre ellas las más populares son la ginecomastia, liposucción, rinoplastia, blefaroplastia y rejuvenecimiento facial.

Los hombres cada vez le toman más importancia a como se ve su aspecto físico. Es por esto, que con el tiempo se han atreviendo más a realizarse intervenciones para modificar los detalles de su cuerpo que los acomplejan. Este cambio se ha visto evidenciado en que actualmente un 10% a 20% del total de cirugías plásticas estéticas que se realizan en Chile en un año corresponden a pacientes hombres según los datos de la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica (SCCP), tendencia que sigue al aumento.

“Los hombres cada vez nos estamos preocupando más por nuestro aspecto físico, esto se

ha visto reflejado en el aumento de las consultas, ya que cada día llegan varios hombres buscando realizarse cirugías plásticas, lo que encuentro que es algo positivo para la seguridad y autoestima de las personas”, sostiene el Secretario General de la SCCP, Dr. Stefan Danilla.

Uno de los procedimientos que más se realizan los varones es la ginecomastia, que consiste en reducir el aumento de volumen de la región pectoral debido al aumento del tejido graso subcutáneo o en algunos casos el desarrollo de una pequeña glándula mamaria. Según los datos de la Sociedad Española de Cirugía Plástica Reparadora y Estética (SECPRE) entre un 40% y 60% de los hombres presentan subdesarrollo de las mamas. En este sentido, el doctor Danilla asevera que “este aumento de volumen mamario es uno de los problemas del sexo masculino y que tiene importantes repercusiones funcionales y psicológicas”.

De acuerdo al especialista de la SCCP, el desarrollo excesivo de la mama en hombres, en la mayoría de los casos, no tiene causa conocida y se presenta con mayor frecuencia en adolescentes y hombres mayores de 30 años con sobrepeso.

Otro de los procedimientos más populares a nivel mundial y que sigue creciendo principalmente en las personas de mayor edad es la blefaroplastia o cirugía de párpados. Esta intervención se realiza para eliminar el exceso de grasa y piel de los párpados, lo que mejora la apariencia de los párpados y otorga una mirada más luminosa y descansada.

Finalmente la liposucción ha ganado un puesto importante dentro de las operaciones, esta representa el 25% de los tratamientos invasivos más frecuentes que se realiza el sexo masculino. Según Stefan Danilla “esta técnica se ha popularizado porque permite lograr un cuerpo con mejor contorno, eliminando la grasa rebelde que no es posible bajar con dieta o ejercicio”.

Desde la Sociedad Chilena de Cirugía Plástica hacen un llamado a no dejarse llevar por ofertas o “packs” de cirugía plástica o "mini lipos" y estar siempre informados de que el médico que realice la operación sea un cirujano plástico certificado para evitar complicaciones.

Donante venezolana y su familia permitieron procurar órganos para tres pacientes en pabellones del Hospital de Quilpué.

 

Como un acto de “amor y heroísmo” calificó el equipo del Hospital de Quilpué la decisión de la
familia de una mujer de nacionalidad venezolana de respetar su calidad de donante de órganos, lo
que significó iniciar y culminar exitosamente una intervención de procuramiento de órganos en los
pabellones quirúrgicos del establecimiento de salud, beneficiando a tres pacientes que requerían
de un trasplante para continuar viviendo.
La pesquisa y activación del protocolo fue realizada por la Unidad de Paciente Crítico del Hospital
de Quilpué, alerta que fue recibida con antelación por la Unidad de Procura y Trasplante del
Hospital Gustavo Fricke a cargo de coordinar los procedimientos al interior de la red del Servicio
de Salud Viña del Mar Quillota.
Tras objetivar el único diagnóstico posible de muerte cerebral de la paciente de 59 años, se realizó
la entrevista con la familia, quienes aceptaron la voluntad de su ser querido de convertirse en
donante de órganos. Tras cumplirse todos los pasos previos se realizó la intervención a las 12:30
de la madrugada de hoy jueves, logrando la procura de hígado y ambos riñones para tres
pacientes que aguardaban por un trasplante de acuerdo a la prioridad nacional.
Según explicó Gabriela Cruz Salinas, enfermera coordinadora de Procura y Trasplante Renal del
Servicio de Salud Viña del Mar Quillota, en el último trimestre ha aumentado la pesquisa de
potenciales donantes desde el Hospital de Quilpué y Hospital de Quillota, favorecido por las visitas
que hacen enfermeros de la Unidad de Procura para realizar semanalmente pesquisas a las
unidades generadoras de potenciales donantes, UCI y Unidades de Emergencia.
“Hemos ido educando y concientizando tanto a los profesionales médicos como de enfermería
sobre la pesquisa activa de un paciente potencial donante, que tiene que cumplir varios procesos
previos”, explicó la enfermera coordinadora, quien agregó que este caso fue alertado con
antelación, siempre supeditado a la continuidad del estado clínico del paciente.
Por su parte, Bárbara Ortega, enfermera supervisora de la Unidad de Pabellones Quirúrgicos del
Hospital de Quilpué, comentó que “recibimos esta nueva procura con los brazos abiertos a los
nuevos conocimientos, y sobre todo cuidando la integridad del paciente donante. Es un acto
heroico el que haya decidido ser donante y que su familia haya respetado esa voluntad. Fue un
equipo nuevo el que estaba en turno en pabellón, por lo tanto nos sirve para traspasar los
conocimientos y los cirujanos se fueron contentos con el trabajo que vieron en pabellón”,
comentó, además de valorar el trabajo de la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital porque
finalmente es ahí donde se realiza la pesquisa y el proceso previo.
MEJORAR EN PESQUIZA Y ALERTA
En relación a los mejores índices de pesquisas de potenciales donantes, la enfermera supervisora
de la Unidad de Paciente Crítico del Hospital de Quilpué, Ariela Martínez, destacó que ha sido un
proceso que ha ido avanzando en el establecimiento con mayores niveles capacitación y
concientización del equipo de salud, principalmente en la pesquisa y notificación precoz. “Este es

un trabajo de todo el equipo de la Unidad para prestar el apoyo que se requiere al procedimiento,
cautelando todos los detalles y entregando una atención humanizada tanto al paciente donante
como a su familia”, expresó.
Este nuevo procuramiento da cuenta que la donación de órganos es una opción para la población
puesto que la red del Servicio de Salud Viña del Mar Quillota cuenta con una unidad especializada,
además de equipos multidisciplinarios en los distintos establecimientos a cargo de generar la
pesquisa y activar el protocolo correspondiente.

Nutricionistas de la red SSVQ se conectarán a través de telemedicina.

 

Estrategia busca unificar criterios y realizar seguimiento a los pacientes en hospitales y consultorios

Desde el hospital Dr. Gustavo Fricke, se realizó el primer contacto con Nutricionistas de establecimientos de nivel primario y secundario de la red del Servicio de Salud Viña del Mar Quillota, para instaurar una plataforma tecnológica que contribuya a la estandarización de tratamientos y seguimiento de la condición nutricional de los pacientes.

Ana Bravo, asesora de nutrición del SSVQ detalla que esta coordinación busca “unificar los criterios y trabajar de manera correcta aunando toda la información relevante y relativa a los pacientes descompensados, principalmente quienes están a nivel hospitalario y poder trabajar en red. La idea es lograr después establecer redes para bajar esta información a nivel primario, porque el usuario que se hospitaliza generalmente después del alta, acude a los controles a nivel primario”.

Participaron de esta primera reunión virtual, profesionales del Hospital de La Calera, Quillota, Peñablanca, y algunos consultorios de atención primaria de Ventanas y Quintero. Por el momento, el contacto se efectuó con la plataforma de “telediabetes” y prontamente esperan hacerlo con soporte propio para “telenutrición”. Nicole Miranda, Nutricionista clínica del establecimiento, destaca que la Atención Primaria sea participe de en este programa, ya que permite seguir “la línea de acción de lo que yo le prescribí al paciente durante su hospitalización y alta, lo pueda reforzar mi colega en APS y viceversa. Si vio un paciente muy complejo que ahora yo tengo hospitalizado, él me pueda transmitir que fue lo que le enseñó, con que esquema quedó, con que pauta, cuales eran las dificultades de este paciente”. Ricardo Huaiquivil, Nutricionista del Consultorio de especialidades del hospital, agrega el tipo de pacientes que se tratará con este modelo son: “pacientes diabéticos, cardiópatas, nefrópatas, pacientes con enfermedades inflamatorias de intestino y que tienen un tratamiento fundamental en cuanto a la nutrición”.

Por su parte la Dr. Luciana Concha, diabetóloga del hospital Fricke y referente del SSVQ agrega que si bien la plataforma de “telenutrición” atenderá mayoritariamente pacientes “crónicos también puede ser por patologías agudas que puedan necesitar algún apoyo nutricional” y enfatiza que “en las patologías crónicas, influye mucho la alimentación que tenga el paciente y a veces no es necesario hacer un cambio de medicamentos o aumentar medicamentos, sino que educar bien al paciente en: a que hora comer, que comer, cuanto comer y a la vez como se piensa que esto es restrictivo los pacientes se deprimen y cuando uno les enseña que pueden compartir con sus familia, que se pueden alimentar todos sanamente y va en beneficio de toda la familia, de ahí la importancia de esta educación continua, no sólo para el paciente sino para su núcleo familiar que va en beneficio futuro de todos nosotros y espacialmente nuestros niños”.

¿Qué es la telemedicina?

La telemedicina consiste en el uso de tecnologías de información y comunicación para acercar las especialidades médicas a los usuarios del sistema de salud a lugares en que no se dispone de los profesionales o los equipamientos necesarios para la atención.

El Servicio de Salud Viña del Mar Quillota, desde el año 2005 y en diversos centros asistenciales, está aplicando en forma práctica la telemedicina, provocando un mejor acceso a los especialistas de la red y de Chile, además de lograr diagnósticos más rápidos y certeros, beneficiando a toda la población.

Descartan que la zumba sea por sí sola un método efectivo de control de peso.

 

Investigación de académico UPLA Eduardo Báez en cerca de
120 mujeres asegura que la disciplina efectivamente sirve para la
prevención cardiovascular, la que debe acompañarse de un plan
nutricional.

Si usted piensa que practicando zumba tres veces por semana -esta
modalidad de ejercicio que combina movimientos de baile con rutinas
aeróbicas-, perderá peso en poco tiempo, se equivoca.
Un reciente estudio efectuado por el profesor de la Facultad de Ciencias de la
Actividad Física y del Deporte de la Universidad de Playa Ancha (UPLA),
Eduardo Báez San Martín, evidenció que la práctica de zumba si no está
acompañada de un plan nutricional, no es eficiente para perder kilos.
Motivado por el masivo interés que despierta la zumba en nuestro país, el
especialista en medicina y ciencias del deporte de la UPLA, monitoreó a cerca
de 120 mujeres que practican esta disciplina en talleres del Instituto
Nacional de Deportes de la Región de Valparaíso.
Junto al profesor de Educación Física de la Universidad Viña del Mar,
Fernando Barraza, y el estudiante UPLA de Tecnología en Deportes y
Recreación, Luis Gracia, midieron el estado de hidratación de las mujeres
antes y después de practicar zumba, y lo relacionaron con la intensidad
cardiovascular, el esfuerzo percibido y el gasto energético.
En cuanto a las calorías que se gastan en una hora de zumba, se evidenció
un promedio de poco más de 300 calorías.
“Lo cual demuestra que la zumba como medio para perder peso, es
una forma de ejercitación ineficiente. Porque para perder un kilo de
grasa, necesitas gastar 7 mil calorías. Si con la zumba se gasta un
promedio de 350 calorías y la haces 3 veces por semana, entonces se
gastan no más de 1050 calorías y eso multiplicado por 4, te da cuatro
mil 200 calorías, por lo tanto te faltan casi 3 mil calorías para llegar
al kilo. Entonces si la zumba no está acompañada de un plan de
restricción calórico, por sí sola no es eficiente para perder peso”,
precisó Báez.
De hecho, observaron que las mujeres con sobrepeso y obesidad gastaban
menos calorías que las que no estaban en esa condición.


Ejercicio para el corazón
La investigación comparó también los gastos energéticos y la intensidad
cardiovascular promedio de la zumba con las recomendaciones del Colegio
Americano de Medicina del Deporte.
Éste sugiere actividades moderadas a vigorosas, que estén por sobre el 65%
de la intensidad cardiovascular, que generen un gasto calórico igual o
superior a 300 calorías, y que acumulen 150 minutos o más de ejercicio a la
semana.
Con tres días de zumba se tienen 180 minutos de ejercicio a la semana,
cumpliendo así con el tiempo y la frecuencia recomendados por el Colegio
Americano de Medicina del Deporte. Sobre gasto promedio de calorías,
también se cumple, y la intensidad promedio fue de 70 a 75% de la
frecuencia cardiaca máxima.
“Por lo tanto también tiene una intensidad que hace que la zumba
sea un buen ejercicio para el corazón, hace bien para el sistema
cardiorrespiratorio. Es un buen ejercicio para el sistema
cardiovascular, por lo que puede ayudar a disminuir el riesgo
cardiovascular de las personas, y a prevenir enfermedades de ese
tipo”, explicó el académico.
El estudio advirtió también que el 70% de las mujeres llegaba deshidratado a
los talleres de zumba -en los cuales se suda mucho-, sobreestimando el
cálculo de la intensidad cardiovascular. Entonces, si se calcula la cantidad de
calorías que se gasta basado en la frecuencia cardiaca, y ésta es más alta de
lo normal por la deshidratación, el gasto energético también resulta
sobrevalorado.
El investigador Báez sostuvo que la zumba generó una deshidratación del 2%
del peso corporal de las mujeres, que es como perder 1 ó 1,5 kilogramo. “Es
ahí que la gente se engaña de que la zumba es buena para bajar de peso,
porque solo está perdiendo peso de agua”.