Menu

 

 

 

 

A+ A A-

 

Minsal anunció restricciones al certificado

El académico de la Usach, Ignacio Silva, reconoció que las cuarentenas prolongadas son insostenibles y que se deben dar más libertades en el uso de espacios abiertos, como plazas o parques, por la salud mental de las personas. “De ahí a abrir la ciudad y generar una movilidad tan grande como la que produce este pase, hay una gran diferencia”, advirtió.

El ministro de Salud, Enrique Paris, informó ayer restricciones al Pase de Movilidad, certificado entregado por el Minsal para acreditar que se ha completado el esquema de vacunación contra el COVID-19. Entre las modificaciones, está que las personas en cuarentena solo puedan ocuparlo dentro de su propia comuna.

No obstante, el infectólogo del Hospital Barros Luco y académico de la Escuela de Medicina de la Universidad de Santiago, Ignacio Silva, consideró que la determinación respecto a la medida debe ser más drástica aún. “El Pase de Movilidad tiene que suspenderse”, sostuvo.

Para el especialista, “es evidente que la situación epidemiológica del país ha ido empeorando en las últimas semanas” producto a una disminución en las restricciones de movilidad, ya que el riesgo de contagio continúa aumentando, “más aún con la circulación viral tan elevada que tenemos ahora”.

“Todas las decisiones o medidas que aumenten la movilidad van a tener consecuencias a corto plazo”, advirtió. “Tenemos una ocupación de camas críticas sobre el 95% de las camas reconvertidas, que equivale a un 300% de la capacidad original de camas del sistema asistencial previo a la pandemia”, explicó.

Además, fue enfático en que la inmunidad tras la vacunación “no se logra hasta seis semanas después de la primera dosis. Por lo tanto, estas seis semanas van a ser tremendamente estresantes para el sistema. Probablemente, aumentará el número de contagios, el ingreso a la UCI y, ojalá que no sea así, la mortalidad”, lamentó.

Finalmente, el académico llamó a reestructurar el Plan Paso a Paso. “Tal vez, dar un poco más de libertad en el uso de espacios abiertos, por la salud mental de las personas”, reconoció. “De ahí a abrir la ciudad y generar una movilidad tan grande como la que produce el Pase de Movilidad, hay una gran diferencia”, concluyó.