Menu

 

 

 

 

A+ A A-

Hospital Geriátrico de Limache capacita a adultos mayores como monitores en rehabilitación integral

 

En el marco del Proyecto de Rehabilitación de Base Comunitaria y Atención Domiciliaria para Adultos Mayores Dependientes, ejecutado por el Hospital Geriátrico “La Paz de la Tarde”, de Limache, se logró la atención y capacitación de 189 adultos mayores de la comuna.


Con la presencia del Gobernador de la Provincia de Marga Marga, Gianni Rivera, la Coordinadora Regional del Servicio Nacional del Adulto Mayor, SENAMA, Viviana Valle, funcionarios y miembros de la comunidad se desarrolló en dependencias del Hospital Geriátrico, “La Paz de la Tarde”, de Limache, la ceremonia de clausura del Proyecto de Rehabilitación de Base Comunitaria y Atención Domiciliaria para Adultos Mayores Dependientes.


En la ocasión, el Dr. Franklin Sánchez, Director del Hospital Geriátrico de Limache, señaló que “gracias al apoyo financiero del SENAMA hemos conseguido que los proyectos iniciales se transformen en un programa, es decir, en una actividad permanente, de hecho ya llevamos el séptimo año ejecutando este programa con un alto grado de adhesión y satisfacción de los usuarios”.


Para el Dr. Franklin Sánchez “este programa es de mucha importancia para la comunidad ya que es un apoyo para cubrir una necesidad, porque hay muy pocos dispositivos de rehabilitación para los adultos mayores, por lo tanto es una gran oportunidad para ellos contar con esta oportunidad”.


Por su parte, Viviana Rodríguez, Coordinadora Regional del Servicio Nacional del Adulto Mayor, SENAMA, comentó que “esta es una iniciativa muy valorada en la comuna y la provincia, pues Limache es una de las comunas con mayor cantidad de adultos mayores, por eso, esperamos que este puede ser un proyecto permanente, sin embargo, hoy los programas nos restringen un poco, pero esperamos que se pueda mantener en forma continua el apoyo que da el Gobierno para este tipo de proyectos”.


En tanto, el Gobernador de la Provincia de Marga Marga, Gianni Rivera indicó que “es una obligación del Gobierno poder acompañar a nuestros adultos mayores y entregarles recursos para que puedan mejorar su calidad de vida, pero además con un Estado que les garantice sus derechos y nosotros vamos a seguir apoyando, fortaleciendo y motivando estas iniciativas que son fundamentales para el desarrollo de nuestros adultos”.


Marianela Vega, de 68 años, quien fue beneficiaria de este programa señaló que “fue una experiencia muy positiva, realizábamos tareas cognitivas con un fonoaudiólogo, gimnasia, ejercicios de bicicleta y baile entretenido, lo pasábamos muy bien, además uno hace amistades y puede conversar con otras personas lo que hace más llevadera la vida”.


Adultos mayores capacitados en rehabilitación


El Proyecto de Rehabilitación de Base Comunitaria y Atención Domiciliaria para Adultos Mayores Dependientes, ejecutado por el Hospital Geriátrico “La Paz de la Tarde”, de Limache, beneficio a 189 adultos mayores, facilitando su acceso a intervenciones de salud a personas en situación de dependencia, lo que a su vez permitió acercar estos servicios a su entorno más inmediato (comunidad y domicilios) evitando las dificultades de acceso y costos personales, familiares, y económicos asociados a la adquisición de intervenciones de rehabilitación.


Según el Dr. Franklin Sánchez, Director del Hospital Geriátrico “con esta iniciativa se ha mejorado la condición de dependencia de los adultos mayores, previniendo perdida de funcionalidad y favoreciendo una mayor integración socio familiar, lo que permite optimizar su calidad de vida”.

Efectos del Aluminio sobre la salud.

 

El exceso de este mineral está reconocido como uno de los factores relacionados con trastornos mentales como Alzheimer entre otros problemas de salud, si bien no se ha identificado como causa directa.

El Aluminio es uno de los metales más ampliamente usados y también uno de los más frecuentemente encontrados en los compuestos de la corteza terrestre. Debido a este hecho, el aluminio es comúnmente conocido como un compuesto inocente. Pero todavía, cuando uno es expuesto a altas concentraciones, este puede causar problemas de salud. La forma soluble en agua del Aluminio causa efectos perjudiciales, estas partículas son llamadas iones. Son usualmente encontradas en soluciones de Aluminio combinadas con otros iones, por ejemplo cloruro de Aluminio.

Efectos de su alto consumo

La toma de Aluminio puede tener lugar a través de la comida, respirarlo y por contacto en la piel. La toma de concentraciones significantes de Aluminio puede causar un efecto serio en la salud como:

• Daño al sistema nervioso central

• Demencia

• Pérdida de la memoria

• Apatía

• Temblores severos

El Aluminio es un riesgo para ciertos ambientes de trabajo, como son las minas, donde se puede encontrar en el agua. La gente que trabaja en fábricas donde el Aluminio es aplicado durante el proceso de producción puede aumentar los problemas de pulmón cuando ellos respiran el polvo de Aluminio. El Aluminio puede causar problemas en los riñones de los pacientes, cuando entra en el cuerpo durante el proceso de diálisis.

¿Nuestra dieta tiene alto aporte de Aluminio?

La dieta es la principal vía de exposición.

Hasta ahora se ha considerado que el aluminio, en las cantidades que se toma, es un compuesto relativamente inocuo. De confirmarse nuevos resultados similares al trabajo de los británicos Christopher Exley y Margaret Esiri, y de confirmarse que el consumo crónico tiene consecuencias, podrían replantearse nuevas vías de prevención a través de la limitación de su consumo. Un consumo que hasta ahora se ha calculado que es bajo. Sin embargo, un trabajo publicado ahora hace un año, en la revista Food Additives and Contaminants cuestionaba que realmente fuera así.

Los autores, S.M Saiyed y R.A. Yokel, de la Universidad de Kentucky (EEUU) afirmaban que muchos productos contienen una cantidad de aluminio significativamente mayor si se compara con las cifras de consumo tópico que dan muchos estudios y que están entre 3 y 12 miligramos diarios. Por ejemplo, explicaban, el queso en una ración de pizza congelada contiene hasta 14 miligramos de aluminio (por el aditivo fosfato de sodio y aluminio), cuando en un restaurante el queso de una ración de pizza tendría 0,03-0,09 miligramos de aluminio.

El fosfato ácido de aluminio y sodio, que se usa en harinas preparadas, está presente en numerosos productos de bollería y similares. Algunos de estos productos de bollería (panadería industrial) y congelados incorporan las cantidades más elevadas: hasta 180 miligramos de aluminio por ración, advierten los investigadores americanos.

Utensilios de aluminio

El uso de utensilios de aluminio o cocinar con papel de aluminio son factores relacionados con la intoxicación por este metal.

Es un material prohibido para uso culinario en muchos países, sin embargo es habitual encontrarlo en cocinas de restaurantes y colegios. Sólo el aluminio anodizado ha recibido un tratamiento especial que lo protege de la corrosión y lo sella (este material es de diferente color en interior y exterior) con lo que no se incorpora aluminio a los alimentos que contiene.

Se trata de un buen conductor del calor y un metal ligero, de modo que habitualmente forma parte de base de sartenes y de menaje o de los fondos difusores. No presenta ningún problema cuando está sellado por materiales inocuos.

Servicio de Salud Viña del Mar Quillota trabaja intensamente con Servicio de Salud Valparaíso, para enfrentar la emergencia.

El Servicio de Atención Médica de Urgencia, SAMU, del Servicio de Salud Viña del Mar Quillota, continúa prestando completo apoyo médico a las personas que resultaron damnificadas por el incendio y el Hospital Dr. Gustavo Fricke mantiene su plan de contingencia para recibir pacientes derivados de Valparaíso.

Su incondicional apoyo en términos logísticos, humanos y materiales, está prestando el Servicio de salud Viña del Mar Quillota, a todo lo que la tragedia vivida en Valparaíso está demandando, es así como el Dr. Francisco Acevedo, Director del Servicio de Salud Viña del Mar Quillota, señaló que “desde el inicio entendimos que nuestro rol era cooperar con el Servicio de Salud Valparaíso San Antonio, ya ellos gestionan y organizan, y nosotros lo que hemos hecho es poner los máximos recursos posibles a disposición, como nuestros equipos SAMU, nuestros vehículos de emergencia, además hemos enviado recursos materiales desde el Hospital Dr. Gustavo Fricke, como medicamentos”.

Respecto de funcionarios de salud que hayan resultado afectados por los incendios, el Director del SSVQ indicó además que “hemos dado instrucciones a nuestro Servicio de Bienestar, para identificar si tenemos damnificados, de hecho hay una funcionaria del Hospital Fricke quien perdió su casa y se ha dispuesto entregar toda la ayuda necesaria por parte del Servicio”.

SAMU activó redes interregionales para la emergencia

El Dr. Heriberto Pérez, quien se constituyó como Coordinador Regional del SAMU señaló que “tras la emergencia activamos todos los sistemas prehospitalarios de la región, además se ha contado con la ayuda del SAMU de Aconcagua, del SAMU del SSVQ, sus ambulancias y personal médico, de manera de establecer un puesto de mando en SAMU de Valparaíso”.

Según lo explicado por el Dr. Pérez “dada la complejidad de la emergencia, se definió que era necesario contar con ayuda interregional, por lo que se activó el SAMU Metropolitano, quienes apoyaron con 7 ambulancias, puestos médicos de avanzada. En este trabajo coordinado, se tuvo que asistir a dos pacientes críticos, un gran quemado y otro con compromiso en sus vías aéreas, los que fueron derivados a la Posta Central de Santiago”.

El Coordinador Regional del SAMU indicó que “se ha establecido un sistema de patrullaje, de rondas médicas a través de un puesto médico de avanzada, el que recorre los cerros donde no hay puestos sanitarios, ya que las personas acudían de manera espontánea a los vehículos de emergencia, además se han establecido relevos del personal porque ésta será una emergencia larga, en el cual el perfil de la emergencia irá cambiando, primero fueron las emergencias médicas, ahora viene la ayuda humanitaria, el soporte psicológico, el contener a la gente y luego, las enfermedades crónicas descompensadas, pero eso lo iremos evaluando y definiendo a través de la ayuda que sea más necesaria”.

Levantamiento de necesidades y damnificados

El Dr. Heriberto Pérez comentó que hoy “comenzaremos a levantar información fidedigna de cuánta gente se está atendiendo, qué cosas tienen, de manera de destinar un encargado específico de gestionar la ayuda, ya que hay muchos organismos que quieren que apoyar, entonces se derivará a un sólo lugar para poder orientar la ayuda de mejor manera”.

Finalmente, el Dr. Heriberto Pérez comentó que “en definitiva nuestro balance es que ésta, es la emergencia más compleja que hemos vivido, por la magnitud del daño, por la cantidad de albergados y por lo prolongada que será esta emergencia”.

Servicio de Salud Viña del Mar Quillota se reúne con Universidades para trazar políticas en torno a asignación de campos clínicos.

Se dará énfasis a la asignación de campos de formación profesional a las Universidades estatales y también a las que permitan que los funcionarios del SSVQ, puedan desarrollar formación universitaria.

Una reunión con las universidades y centros de formación técnica de la zona, realizó la Dirección del Servicio de Salud Viña del Mar Quillota, encabezada por el Director Dr. Francisco Acevedo Toro, quien presentó los lineamientos que tendrá su gestión en materia de campos de formación profesional y técnica, los que también son conocidos como campos clínicos.

Al encuentro, asistieron las Universidades de Valparaíso, Universidad de Playa Ancha, Pontificia Universidad Católica de Valparaíso, Universidad Viña del Mar, Universidad Santo Tomas, Universidad Andrés Bello, Universidad de Aconcagua, Universidad de las Américas , así como también estuvieron presentes los representantes de los centros de formación técnica Aiep y Santo Tomás.

En esta jornada, el Director del SSVQ señaló, “nos reunimos con todas las Universidades que tienen sedes regionales, con el objeto de aclarar cuál es la disposición de esta Dirección en relación a los convenios de nuestros campos clínicos; es decir muchas de las carreras de la salud tienen necesidad de trabajar en consultorios y Hospitales, para poder formar a sus estudiantes, entonces nosotros les hicimos ver cuál es nuestra política. En primer lugar vamos a privilegiar nuestra relación con las Universidades públicas, es una decisión de la Presidenta fortalecer la educación pública estatal y vamos a darle una precedencia a la Universidad de Valparaíso y Playa Ancha. En segundo lugar, vamos a privilegiar aquellas universidades que nos den la posibilidad de formación vespertina o semi presencial para nuestros funcionarios, de tal manera que puedan acceder a títulos universitarios”.

El trabajo de este año, entre el Servicio de Salud, su red asistencial y las universidades considera realizar una serie de etapas en el marco del proceso de asignación de campos de formación profesional y técnica, entre ellas: determinar la capacidad formadora de los Hospitales de la red asistencial; calcular el aumento de los costos asociados a la actividad docente, identificar los requerimientos al plan de desarrollo institucional de cada hospital, elaborar bases técnicas de asignación de campos de formación, asignar los campos de formación profesional y técnica y finalmente evaluar el cumplimiento de los convenios asistenciales docentes.

Gastritis, ¿cómo cuidarse?.

 

La gastritis es una inflamación de la mucosa del estómago que puede ser de tipo agudo, de aparición rápida y resolución en pocos días, o de tipo crónico, en cuyo caso puede persistir durante años y producir úlcera péptica.

La crónica es de diagnóstico más difícil que la aguda y deben distinguirse dos variantes:

La que se asocia a secreción aumentada ácida gástrica, y aquella que cursa con baja secreción ácida gástrica, en la que no se pautan antiácidos.

Con frecuencia es producida por una infección causada por la bacteria helycobacter pylori. Otras causas incluyen el consumo excesivo de alcohol y otras transgresiones dietéticas (comidas copiosas, abuso de condimentos fuertes e irritantes), las intoxicaciones de origen alimentario, el tabaco, el estrés, el uso prolongado de ciertos medicamentos (antiiflamatorios y antirreumáticos) o tomar demasiadas aspirinas.

Los síntomas característicos son sensación ardiente en la boca del estómago que puede llegar hasta el pecho, acidez, náuseas, en ocasiones vómitos y flatulencia (véase el capítulo de meteorismo o flatulencia). Un estilo de vida saludable y unos adecuados hábitos alimentarios pueden prevenir esta dolencia y, en caso de padecerla, mejorar los síntomas y prevenir posibles recaídas.

Alimentos Aconsejados

Leche y lácteos: No se recomienda la toma frecuente de leche, ya que crea acidez a las 2 ó 3 horas tras su ingesta. Es preferible consumir leche (total o parcialmente desnatada) u otros lácteos poco grasos (queso fresco, yogur desnatado..).

Carnes, pescado, huevos y sus derivados: Carnes con poca grasa, pescado blanco y azul cocinado con poca grasa, huevos revueltos o en tortilla o escalfados o pasados por agua, fiambre de pollo o pavo.

Cereales, patatas y legumbres:Todos salvo los indicados en "alimentos limitados". En relación con las legumbres, se recomienda combinarlas solo con arroz o patata y verduras, y si aún así no sientan bien, pasarlas por el chino o el pasapurés para eliminar los 'hollejos' y mejorar su digestibilidad y tolerancia.

Verduras y hortalizas: Todas (cocidas enteras y en ensalada), salvo las flatulentas.

Frutas: Frescas muy maduras no ácidas, batidas, asadas, en compota o en puré.

Bebidas: Agua, caldos diluidos y desgrasados e infusiones suaves (salvo las indicadas en alimentos limitados).

Grasas: Aceite de oliva y semillas (girasol, maíz, soja...), mantequilla y margarinas vegetales, en crudo se toleran mejor, mayonesa ligera.

Alimentos Permitidos

Leche y lácteos: Leche entera, quesos semigrasos, batidos y postres lácteos tipo natillas, flan, arroz con leche (excepto de chocolate y los que llevan nata o están enriquecidos con nata).

Carnes: semigrasas, jamón york y serrano magros.

Cereales: Cereales integrales y muesli (con frutos/as secas), según tolerancia individual.

Bebidas: Zumos comerciales no ácidos, fruta en almíbar.

Otros productos: Mermeladas, bollería y repostería sencillas (las que en composición más se parecen al pan: bollo suizo, bizcochos de soletilla), gelatina de frutas y mayonesa convencional en pequeña cantidad.

Alimentos Limitados

Leche y lácteos: Leche condensada, quesos fuertes (grasos, muy maduros o fermentados), lácteos con nata o enriquecidos con nata (tipo yogur griego) y los que llevan chocolate. Carnes grasas, fibrosas como el conejo, carne cocida dos veces o muy condimentada, embutidos grasos y vísceras, huevos duros, pescados en escabeche o en salazón (bacalao, arenques).

Cereales: Pan fresco recién horneado tipo baguette (fermenta en el estómago y crea molestias), galletas rellenas o bañadas con soluciones azucaradas o chocolate, etc.

Legumbres: Evitar las cocinadas enteras y con ingredientes grasos de origen animal (chorizo, morcilla, tocino, etc.).

Verduras: Evitar las flatulentas (col, coliflor, repollo, coles de Bruselas, alcachofas, cebolla y pimiento en crudo, etc.), aunque depende de la persona, ya que lo que a unos sienta bien a otros no y viceversa.

Frutas: Fruta no madura y cruda, frutas ácidas, fruta en almíbar, frutas desecadas, frutas confitadas.

Bebidas: Café, descafeinado y té, bebidas con extractos de café o de guaraná, bebidas con chocolate, bebidas con gas y todas las bebidas alcohólicas (irritan la mucosa gástrica y aumentan la acidez).

Grasas: Nata, manteca, tocino y sebos.

Otros productos: Extractos para sopas en cubitos, caldos concentrados, miel, fritos grasos, pastelería y repostería, chocolate, frutos secos, salsas picantes, helados y sorbetes (el contraste de temperaturas frío-caliente, irrita la mucosa digestiva).

La respuesta Dietética

La dieta varía en función de los síntomas y de la evolución de la enfermedad:

Gastritis aguda asociada a nauseas y vómitos

Si aparecen vómitos debemos asegurar un adecuado aporte de líquidos para evitar la deshidratación. Tras el vómito inicial, se recomienda esperar 1 ó 2 horas antes de ingerir líquido alguno. Transcurrido ese tiempo, tomar líquidos a pequeños sorbos cada 15 ó 30 minutos: zumos diluidos, caldo poco concentrado, infusiones suaves, suero casero o de farmacia, bebidas isotónicas. Es preferible no dar leche ya que puede inducir al vómito. Por el contrario las bebidas carbonatadas desgasificadas ayudan a calmar las molestias digestivas.

A medida que los vómitos cesan se puede empezar a tomar alimentos sólidos, repartidos en cinco o seis ingestas de pequeño volumen para evitar sobrecargar el estómago y mejorar las molestias digestivas, descansado entre toma y toma pero sin acostarse de inmediato. Suelen tolerarse mejor los alimentos secos: tostadas, galletas sencillas… y los de consistencia pastosa, poco condimentados y no excesivamente aromáticos: purés, cremas, arroz y patata hervidos, natillas, flan, gelatinas, compotas…(templados, desprenden menos olor y provocan menos nauseas).

Se recomienda comer lentamente, masticando bien, en ambiente relajado, tranquilo y seguir tomando líquidos pero mejor entre horas, fuera de las principales comidas. Si no hay vómitos en 6 horas, se podrá iniciar una alimentación regular durante las siguientes 24 horas, pero si no es así, lo mejor es suspender la alimentación y acudir al médico.

Gastritis crónica de evolución favorable

El tratamiento dietético es similar al de la úlcera péptica (mirar el capítulo correspondiente).

Recomendaciones Dietéticas

•Llevar a cabo una alimentación lo más variada posible, excluyendo tan sólo temporalmente aquellos alimentos que crean molestias y los que aumentan la acidez o irritan la mucosa gástrica. No limite su dieta más de lo necesario.

•Distribuir la alimentación en tres o cuatro tomas (desayuno, comida, merienda y cena). Se puede incluir una colación a media mañana, según horarios y costumbre.

•No hacer comidas abundantes; pesadas o copiosas, comer lentamente y masticar bien.

•No comer alimentos sólidos justo antes de ir a la cama (fermentan en el estómago y producen molestias).

•No es aconsejable la toma frecuente de leche (véase 'alimentos aconsejados').

•Preferir alimentos jugosos que apenas precisan grasa ni cocción prolongada.

•Probar la tolerancia frente a los alimentos ricos en fibra (verduras cocidas enteras, ensaladas, legumbres, cereales integrales, frutos secos y frutas secas…).

•Excluir los alimentos muy salados o condimentados y las conservas en escabeche.

•Sustituir el café, el descafeinado y el té (estimulan la secrección gástrica), por achicoria, malta o infusiones suaves (romero, salvia, manzanilla, etc.). •No tomar bebidas gaseadas.

•No consumir cantidades excesivas de azúcar.

•En algunas personas que padecen acidez los derivados del tomate (salsas) y el zumo de cítricos pueden causarles molestias.

•Evitar los alimentos muy calientes o muy fríos ya que provocan irritación.

•Progresivamente incluir alimentos nuevos hasta llegar a una alimentación normal y de acuerdo a las indicaciones de dieta equilibrada.

¿Cómo Cocinar y condimentar?

Preferir aquellas técnicas culinarias que menos grasa aportan a los alimentos: al agua -cocido o hervido, vapor, escalfado-, rehogado, plancha, horno y papillote.

Utilizar moderadamente: fritos, rebozados, empanados, guisos y estofados (desgrasarlos en frío, mejora la conservación y calidad nutricional).

Respecto a la legumbre, un remojo prolongado (mayor de 8 horas) y romper el hervor a mitad de cocción, disminuye la posibilidad de que causen flatulencia.

Para que la comida resulte más apetitosa se pueden emplear diversos condimentos según tolerancia individual:

- Ácidos: Preferir el vinagre de manzana y el zumo de limón al vinagre de vino, . - Aliáceos: Evitar los carminativos que estimulan las secreciones gástricas como el ajo, cebolla, cebolleta, chalota. - Hierbas aromáticas: Ayudan a la digestión el estragón, eneldo, laurel, tomillo, romero, mejorana... - Evitar las especias fuertes: Pimienta (negra, blanca, cayena y verde), pimentón, guindilla.