Menu

 

 

 

 

A+ A A-

 

En convenio con el IST, Universidad de Playa Ancha también desarrolla tratamiento
kinesiológico, y toma y analiza muestras a pacientes.

Más de 75 exámenes de doping a los jinetes que compiten en el Valparaíso Sporting de Viña del Mar
realizó durante el último año el laboratorio clínico de la Universidad de Playa Ancha (UPLA).
Dicho examen se basa en la búsqueda de estupefacientes, específicamente marihuana, cocaína y pasta
base (derivado de la cocaína), para lo cual se requiere una muestra de saliva del jinete, cuyo resultado
se obtiene en minutos, una vez que la muestra ingresa al laboratorio que funciona en convenio con el
Instituto de Seguridad del Trabajo (IST).
Cabe destacar que este análisis solo lo realiza en la Región de Valparaíso el Laboratorio Clínico de la
UPLA, y es uno de los servicios que ofrece a los pacientes que ingresan vía IST y también a quienes
consultan en forma particular (tanto de Fonasa como de isapres).
Así lo explicó la directora del laboratorio, Jocelyn Fernández, quien asumió el cargo el 2018, con el fin
de optimizar los servicios integrales que ofrecen, tanto en el área de exámenes clínicos como en el
tratamiento kinesiológico, completando un equipo de 40 personas.
“He encontrado un tremendo equipo humano, con muchas capacidades. Aquí, efectivamente existe
la opción real de desarrollar un espacio de extensión de la universidad, porque adicionalmente en
esta relación con el IST, nos coloca como universidad, en un espacio de inclusión, porque acá
atendemos a los trabajadores de la zona y con niveles de calidad bastante interesante”, dijo la
directora, quien agregó que como desafío para este año, está la idea de desarrollar la investigación, y
colocar al servicio de la universidad y de la comunidad las capacidades profesionales y técnicas del
laboratorio.
Áreas clínicas
La estructura nueva del laboratorio clínico de la UPLA se divide en tres direcciones: Administrativa,
Técnica de laboratorio y Técnica de Kinesiología. Bajo la dirección de Jocelyn Fernández lograron
atender este año a más de dos mil 800 pacientes con diversas patologías traumatológicas y/o
funcionales y tomar cerca de cien mil exámenes. Ello implica trabajo de 24 horas al día, en turnos.


José Molina Oliva, director técnico del laboratorio clínico de la UPLA, explicó que el servicio que presta
está relacionado con exámenes de sangre, orina, deposiciones y de distintos fluidos corporales. Una
parte atiende a los pacientes hospitalizados del IST, pero también tienen la modalidad de toma de
muestra ambulatoria, que significa que cualquier persona puede acercarse y solicitar hacerse
exámenes (incluso toman muestra en Quillota y Quilpué).
En este laboratorio se realiza, además, el perfil de drogas, así como también el estudio de los
trabajadores que realizan fumigaciones (y utilizan pesticidas), lo que permite determinar si existe
contaminación presente en su organismo.
“El laboratorio, el área clínica de la Universidad de Playa Ancha, es un laboratorio que se encuentra
acreditado, con una gran capacidad profesional como técnica. Entrega resultados de calidad, en muy
corto tiempo y, además, resultados confiable. Por lo tanto, esta misma confiabilidad se la podemos
traspasar a nuestros pacientes y a la comunidad local de la región de Valparaíso”, dijo Molina.
Servicios kinesiológicos
Una segunda área de desarrollo importante del laboratorio clínico de la UPLA lo constituye el servicio
kinesiológico, que lidera Marco Higueras. Éste funciona desde octubre de 2012, y está integrado por
10 kinesiólogos, los cuales se agrupan en cuatro equipos de trabajo: pie, rodilla, hombro y mano. En
conjunto, rehabilitan a pacientes traumatológicos de alta complejidad, con un promedio de atención
anual de dos mil 800 pacientes. Además, desarrollan investigación y docencia clínica con los alumnos
de práctica profesional de la carrera de Kinesiología de la UPLA.