Menu

 

 

 

 

A+ A A-

 

La sal de mar es necesaria para nuestra salud… la sal tiene mala fama por que sube la presión y/o retenemos líquidos, y cuando se tienen un problema de salud lo más común es que te pidan “bajarle al consumo de sodio”.

Pues bueno, la sal de mar REAL no es dañina como se dice. Como en todo, existen de sales (mala calidad – procesadas y refinadas) a sales (de mar – Himalaya – céltica etc) y se presentan más problemas al dejar de consumir la sal, que si la consumimos correctamente en su presentación natural.. es decir, la sal de mar o sal marina. (NO ME REFIERO A LA SAL DE GRANO que puede seguir siendo refinada y procesada sólo que en forma de grano)… La sal de mar debe decir en sus ingredientes: SAL DE MAR 100% (único ingrediente). NO DIGO QUE SE COMA A CUCHARADAS LA SAL DE MAR, sólo que no es el agente maligno aquel que escuchamos…

Como le comento arriba, el problema NO es la sal de mar, -en algunos casos húmeda, con una tonalidad gris y con un sabor diferente que sala con poquita cantidad. El problema es la sal que está en todos lados (casas – restaurantes – sobrecitos etc) esa que ha sido procesada y refinada mismo que disminuye su calidad y sus propiedades necesarias para que sea realmente BENÉFICA PARA LA SALUD y NO al contrario.

La sal de mar no sólo NO es mala, sino que ES NECESARIA PARA LA SALUD Y PARA LA VIDA ya que nuestra sangre es muy salada y esto nos equilibra.. así que claro que debemos consumir sal (con medida), pero la que realmente es compatible con nuestro organismo y que realmente se aprovecha.

Existen varias diferencias que les presento en la imagen, pero claramente la principal diferencia es su proceso de obtención. Una se obtiene de manera natural y la otra de manera industrial… y como todo proceso industrial supone pérdida de nutrientes que se adicionan y supone “ingredientes” que no queremos, que no son comestibles y que dañan a la larga.

Cuando se procesa la sal refinada, se hace uso de altas temperaturas y también se usan sustancias químicas para blanquear mismas que eliminan todas las sales “buenas” de magnesio al igual que el resto de los (micro) minerales que naturalmente estarían presentes y que nuestro organismo agradece y utiliza. Además, para eliminar la humedad de esta sal procesada (que en su mayoría es CLORURO DE SODIO)se le agregan diversos aditivos nada saludables. Ahora sí, “como perdieron” beneficios, se les adiciona yoduro de potasio en altas cantidades (cosa que no es buena). Por lo que, claramente, esta sal no es buena para su consumo y menos para su consumo diario.

Los beneficios de la SAL DE MAR, entre muchos más son:
– Se obtiene mediante procesos naturales
– Ayuda en la absorción de alimentos
– Previene calambres musculares y osteoporosis
– Apoya la eliminación de acidez a través de la orina
– Ayuda a mantener tonicidad/fuerza muscular
– Regula las funciones del sueño
– Vital para comunicación y procesado de información en las células
– Apoya nuestra estructura ósea
– Contiene minerales necesarios para nuestra salud
– Se necesita menos cantidad para salar
– Ideal consumir cantidades moderadas

Características de la SAL PROCESADA:
– Es su mayoría es cloruro de sodio
– Se procesa a altas temperaturas
– Las sales de yodo son removidas durante el proceso industrial
– Se le agregan compuestos químicos para blanquear y mantener seca
– Presente en la mayoría de alimentos envasados/empacados
– Pierde sus micro nutrientes por proceso industrial
– Se usa más cantidad para salar
– Sus propiedades han sido removidas mediante proceso industrial
– Innecesaria para nuestro organismo

En resumen:

1.- La sal de mar es muy buena en cantidades moderadas, es decir, NO se trata de consumir la sal a cucharadas sólo por esta información, se trata de escoger la SAL DE MAR correcta para condimentar nuestros alimentos y hacer uso de LA PRUDENCIA en términos de cantidades.

2.- La sal de mar, idealmente la orgánica, ayuda a muchas funciones del organismo, lejos de perjudicar. La sal de MESA claramente es dañina para la salud. No importa que sea baja en Sodio, no es buena una mezcla química que hace que los alimentos sepan salados y nada más.

3.- Revisar que realmente sea sal de mar, ya que a veces dice palabras que parecen semejar la sal de mar, y cuando leemos ingredientes dice otra cosa. ÚNICO INGREDIENTE DEBE DECIR: SAL DE MAR 100%

4.- Evita alimentos enlatados, empacado y altamente procesados que están REPLETOS de la sal que NO QUEREMOS Y NO NECESITAMOS…

FUENTES;
[1] Reduced Dietary Salt for the Prevention of Cardiovascular Disease: A Meta-Analysis of Randomized Controlled Trials (Cochrane Review), American Journal of Hypertension, August 2011: 24(8); 843-53, R. S. Taylor, et al.

[2] Fatal and Nonfatal Outcomes, Incidence of Hypertension, and Blood Pressure Changes in Relation to Urinary Sodium Excretion, Journal of the American Medical Association, 2011: 305(17); 1777-1785